miércoles, 16 de marzo de 2011

¡Vacaciones!

Con la que está cayendo en el mundo, entre la crisis económica, el terremoto de Japón y la posible explosión nuclear, casi que lo mejor que uno puede hacer es planificar las vacaciones en algún lugar idílico y tranquilo en el que desconectar y al que no lleguen ni periódicos ni señal de televisión.
La verdad es que un crucero a las islas griegas como el de este enlace que os he puesto o a algún lugar alejado de mundanal ruido es lo que más me inspira. En la misma web, buscando y buscando, he visto unas ofertas bastante increíbles de creer de cruceros por el mar mediterráneo: http://www.tuttocruceros.com/ofertas/crucero-mediterraneo.htm. No sé si será que la crisis económica griega ha hecho bajar los precios pero el caso es que visitar las playas helénicas, disfrutar del delicioso paisaje en el que habitó Ulises o zambullirse en el mar de Poseidón es una opción realmente fantástica. Si a eso unimos el marchón de localidades como Mykonos o el romanticismo de Santorini creo que verdaderamente mi opción para este año está más que tomada.
Además, parece ser que estos barcos gigantes que surjan los mares tienen todo tipo de servicios incluidos: discoteca, un montón de restaurantes, balneario, gimnasio, piscina, campo de golf, peluquería, tiendas... vamos, un oasis en el que perderse durante el trayecto pero que cada día, al llegar a destino, te ofrece una nueva localidad que podrás visitar y descubrir, y encima sin preocuparte de tener que llevar de un sitio a otro tus maletas.
¡Mar Mediterráneo, tiembla, que allá voy!

"Post patrocinado"

No hay comentarios: